Aplicaciones móviles, ¿negocio o solo marketing?

Hace unos días podíamos leer que Android se está haciendo con el mercado de los smartphone  con cerca del 42%, en gran parte debido a un mayor número de terminales móviles, superando al omnipresente iPhone. Y es que hoy en día es complicado no estar en un restaurante o en una reunión de negocios y no ver tres o cuatro iPhones encima de la mesa.

Las aplicaciones para smartphone, tanto para iPhone como Android, permiten no tener que llevar permanentemente el portátil a las reuniones y, lo que es más importante, estar realmente conectados con nuestro entorno permanentemente, gracias a las redes sociales, conexiones a intranet, servicios a empresas… soluciones que al usuario le hace cada vez más sencillo el trabajo pero que detrás de ellas tienen muchas horas de desarrollo y muchos millones de inversión.

Me preguntaban hace poco la viabilidad de hacer negocio con ellas, desarrollando aplicaciones propias o para terceros y llevo ya varios días dándole muchas vueltas.

Tanto la nueva tienda de aplicaciones de Nokia y Microsoft que se llamará “Nokia” y que eliminará del panorama internacional las actuales Ovi y Windows MarketPlace, como la App Store de Apple o Android Market, tienen un funcionamiento muy similar y comparten la idea del reparto de beneficios: entre el 70% para el desarrollador y un 30% para la tienda.  El desarrollador para poder estar presente deberá abonar una pequeña suscripción anual, que le dará la oportunidad de subir un número pequeño de aplicaciones.

En este 2011 se prevén unas facturaciones varios miles de millones, con incrementos anuales cercanos al 80%, que crecerán notablemente en el 2014. Ante este panorama no era de extrañar que apareciera un major de las plataformas de e-commerce en el escenario.

Amazon.com presentó a finales de marzo su nuevo servicio de descarga de aplicaciones para plataformas Android, al que ha denominado Amazon Appstore. Llega para competir directamente con Android Market, pero no en igualdad de condiciones sino que trae una gran ventaja: los usuarios tienen la posibilidad de probar las aplicaciones antes de pagarlas, incluso sin necesidad de descargarlas en los terminales, mediante un sencillo simulador vía web.

Este hecho supone la llegada de Amazon con nuevas formas de entender el marketing para el usuario, con aplicaciones exclusivas, software de pago, en modo gratis por un día y otros movimientos agresivos, cuyo único objetivo es robar cuota de mercado a Android Market, lo que me permite plantear un claro escenario en muy poco tiempo.

El desarrollo de un juego o una aplicación para iPhone puede llevar de media entre 3 y 6 meses y unos costes medios. Hablando de términos normales y dependiendo del importe final que le pongamos a nuestro app, deben de generarse un número elevado de descargas para poder cubrir dichos gastos. De este modo, el negocio es muy claro para los grandes market place, pero no es igual de bueno para el resto. No dudo que determinadas killer apps tengan muy altos beneficios, pero las podemos contar y no pasan de 25.

No obstante, si ponemos la vista en el entorno del 2015, debemos de apostar por las aplicaciones móviles, tanto las de pago como las que nos van a generan ingresos por publicidad. Mientras, recemos por ver aparecer una plataforma única para la venta de aplicaciones, sin esos enormes márgenes que nos haga rentable el desarrollo a corto plazo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s